Publicidad

La vuelta de las hipotecas

VN:F [1.9.22_1171]
Que te parecio el articulo?
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)

Your ads will be inserted here by

Easy Plugin for AdSense.

Please go to the plugin admin page to
Paste your ad code OR
Suppress this ad slot.

hipotecas1

Después de meses de silencio, algunos bancos estarían evaluando reeditar en las próximas semanas sus créditos para la vivienda y sumarse a la escasísima oferta que hoy se concentra en los bancos Hipotecario y Ciudad. Se trataría, no obstante, de líneas a tasa combinada (los primeros años, fija y luego, variable) o, en el mejor de los casos, con tasa fija hasta 15 años de plazo, con un costo financiero total en torno al 20% anual.

Lejos se encontraría así la oferta local de los valores que supieron existir en la convertibilidad o que manejan economías como la chilena, donde se puede obtener préstamos de hasta 30 años y a tasas que no llegan a los dos dígitos. Con tasas nominales de hasta 20% anual, sacar un crédito hipotecario no es una decisión que cualquier inversor pueda tomar a la ligera.

Por lo pronto, quienes aspiren a comprar una vivienda usada de 60 metros cuadrados en un barrio de Capital Federal como Boedo o Flores y lo hagan financiando el 70% del valor del inmueble deben partir de la base de que sus ingresos deberían sumar por lo menos unos $ 13.500 mensuales.

Superado el escollo no menor de los ingresos -o en los casos de quienes demanden financiación para una porción menor al 70% del inmueble- la pregunta es cuán alta puede resultar a la larga una tasa de dos dígitos. En una economía que tiene una inflación del 15% (como mínimo), un costo nominal del 19% o del 20% no parece demasiado alto en términos reales en el corto plazo. Además, como no existen alternativas de inversión que ofrezcan una cobertura frente a la suba de precios, los ladrillos seguirían siendo el destino de los ahorros de los argentinos y, por ende, los precios de los inmuebles seguirán al alza.

El interrogante es qué pasa a futuro. Puede ser buen negocio tomar una hipoteca al 19 o 20%, siempre que sea por un monto marginal del valor del inmueble. Hay que fijarse de tener cierta holgura para pagar, porque nunca se sabe cómo va a evolucionar la economía. Si la hipoteca es a tasa variable, el riesgo es que suban las tasas en un entorno de inflación, mientras que si es a tasa fija, puede terminar siendo una carga muy pesada si se revaloriza el dólar y se modera la inercia inflacionaria.

VN:F [1.9.22_1171]
Que te parecio el articulo?
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)
Publicidad

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *