Hipoteca Abierta

Uno de los tipos de hipotecas que existen es la Hipoteca abierta, la cual es un producto diseñado para un determinado tipo “inversores”.
La hipoteca abierta es un límite de crédito que se hace sobre una vivienda y que permite “colgar” de esta garantía diversos préstamos sin necesidad de nuevas hipotecas, modificaciones o ampliaciones, parece una buena idea, pero tambien hay que tener en cuenta sus riesgos.
Por ejemplo, podemos abrir una hipoteca abierta sobre la vivienda que vamos a adquirir por el 80% del valor de tasación de dicha vivienda y en la primera disposición, es decir, el primer préstamo, podemos utilizar el total o solo una parte del mismo, y a medida que vayamos pagando las cuotas mensuales podremos “reutilizar el dinero” a otros fines mediante nuevos préstamos sin necesidad de “organizar” una nueva constitución de hipoteca, y asi ahorrarnos varios costos.
También podré utilizar lo que haya ido pagando para financiar por ejemplo la compra de un vehículo nuevo, si bien personalmente esto de que para pagar el coche tenga una deuda garantizada mediante hipoteca, no me parece lo más adecuado no financieramente hablando, es un tema más moral que otra cosa.
La hipoteca abierta no es subrogable, o solo lo es en determinadas ocasiones, y no todas las entidades aceptan subrogaciones de este tipo ya que puede haber algún problema jurídico.
En algunas hipotecas de este tipo existe un precio marcado por utilización del dinero con fines de inversión inmobiliaria y un precio algo más elevado para otros fines, por ejemplo consumo de todo tipo, incluido vehículos, pero hay otras hipotecas que dan un precio para la primera vez, y uno más caro para las veces futuras, con lo cual la ventaja de esto de diluye bastante.

3 pensamientos en “Hipoteca Abierta”

  1. Aldana: La explicación de Hipoteca Abierta en este artículo es distinta a la definición dada en el artículo sobre Tipos de hipotecas. ¿Cuál está equivocado?

Deja una respuesta